El espectáculo de Lady Gaga sorprende en Barcelona

 La cantante vomita sobre el escenario igual que Justin Bieber hace una semana

Lady Gaga vuelve a ser motivo de noticia. Sus apariciones en los medios siempre generan expectación y controversia por múltiples motivos, pero son muy pocos los que dudan de su profesionalidad y del amor que deposita en su trabajo. La Madre de los Monstruos ha llevado esta afirmación a otro nivel. Así, ayer se presentó en su concierto en Barcelona ofreciendo un nuevo show que no dejó a nadie indiferente.

Sus cambios de vestuario volvieron a ser una de las piezas angulares de su espectáculo, un engranaje perfectamente engrasado, en el que tanto bailarines como la propia estrella supieron satisfacer a los miles de fans que se dieron cita en el Palau San Jordi. El estadio, como no podía ser menos, estaba a rebosar de los miles de fans que se agolparon a su entrada desde días antes esperando conseguir los mejores puestos para ver a la diva y disfrutar de su concierto lo más cerca posible.

Muchos han cuestionado su estilismo, sus letras o su actitud, pero pocos han puesto en duda su profesionalidad y su forma de trabajar. Con varios millones de fans por todo el mundo, Lady Gaga parece ser para sus seguidores mucho más que un simple ídolo musical. Para muchos es un salvoconducto de la vida real, una nueva forma de sentirse comprendidos e integrados. Little Monsters, así los llama ella, y así lo han aceptado e interiorizado ellos, muchos miles de jóvenes, y no tan jóvenes, que se enorgullecen de formar parte del “selecto” clan.

A tal punto llega el compromiso de la cantante con sus monstruitos que, donde otros se habrían sentido indispuestos, ella sigue adelante con su trabajo, incluso aunque ello suponga vomitar sobre el escenario del Palau San Jordi de Barcelona. Todo por no defraudar a sus fans, la mayoría de los cuales no llegaron a enterarse de lo sucedido hasta mucho después, cuando los medios de comunicación hicieron eco de la noticia. El éxito de Lady Gaga probablemente resida precisamente en el respeto y devoción que siente por su trabajo a todos los niveles, y que no le impiden seguir bailando entre arcada y arcada, siempre cobijada por los músculos de sus bailarines.

Pero ella no es la única que se ha encontrado ante este problema digestivo. En la última semana también el joven Justin Bieber ha tenido que devolver sobre el escenario, frente a sus fans durante una actuación, aunque de una forma bastante menos “elegante” que la de la cantante neoyorkina. También le ha pasado algo similar a la artista de Barbados, Rihanna, quien hace unos meses abandonaba el escenario de Portugal para vomitar.
La duda ahora es cuál es la razón que obliga a estos cantantes a perder la compostura entre vomitonas. El cansancio y la exigencia física y mental que implican estas largas giras parece ser una razón muy convincente; puede que los culpables sean los desgastes en los que muchos cantantes participan horas antes de las actuaciones, en los que se incluye la ingesta de alcohol; en el caso de Bieber parece ser que un simple malestar estomacal producido por la mala digestión de unos espaguetti y un vaso de leche.
En cualquier caso, parece que los artistas de hoy tendrán que aprender a bajar el ritmo para controlar esta epidemia de vómitos que parece extenderse entre los cantantes estadounidenses.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s